Temporal

Todo temporal que nos suceda en la Consciencia Presente del Ser, es imprescindible para hacer salir a la superficie todo aquello que no podemos comprender ni queremos evidenciar de nosotros mismos. La realidad siempre supera la ficción.  En el fondo del Océano de la Vida, si llegamos hasta la raíz del Ser, sólo podemos hallar un tesoro, belleza, lo que en verdad no hemos dejado de Ser. Pero antes debemos permitir que salga a la superficie toda la porquería heredada de generación en generación, todo lo aprendido y conocido para sentirnos esclavos de un tal mundo que nos sucede en la imaginación, que sólo sirve para sufrir y hacer sufrir inútilmente. En la Presencia del Ser, sólo hay la gracia permanente, nada por lo que temer, nada por lo que enfermar o morir.