Lo inexplicable

 No se puede comprender lo inexplicable, sucede, ya Es. Cuando la Vida toma el control de esa mente dual, hasta que se haya liberado de lo ilusorio, vivir es una maravilla divina e inexplicable. 

 

 Si estás aquí es por algo, simplemente relájate y observa sin expectativas, porque el Arte o el Amor de la Vida, está aquí, siempre ahí, siempre donde tu estás. Ábrete a la lucidez.

 

Duda de todo y de todos, menos de ti, porque tu eres Ese al que tanto has andado buscando.