Frases que aparecen del Silencio.

.  Así como fluye el agua de un río, así fluye la Vida. Si quieres ofrecerle favores al agua del río y enseñarle como debe  fluir, es como pretender ayudar, aconsejar, controlar, gobernar o rechazar ese fluir constante, espontáneo y natural de la Vida.

 

* Lo más probable es que te encadenes para siempre en la ilusión del bien y del mal, si  le regalas el poder a la mente que cree ser alguien que tiene  una vida en propiedad para vivir con una falsa libertad que nadie ha tenido ni nadie tendrá.  La auténtica libertad es fluir, vivir sin más, sin ayudas externas, intimar con la maravilla eterna de EsoQueES que ya te sucede felizmente en el centro de tu corazón.

 

* La Vida no es para comercializar con ella, ni para hacer tratos personales, no es un circo necio de buenos y malos, no debe embellecerse más, ni debe mostrarse más divina, ni más bella, ni más extraordinaria de lo que ya ES. Se vive a sí misma, sin más.

  

* Ninguna universidad, ninguna religión organizada, ninguna política, ningún maestro externo, ninguna apariencia de santo, ninguna ciencia, ningún autodenominado iluminado, ninguna deidad o dios inventado,  ningún cielo o infierno pueden ayudarte a ser lo que ya Eres.   

 

·         No va a reírse todo el tiempo aquel que siempre necesita ayudas externas, palmas, palmaditas, palmeros o aplausos para poder vivir. Sólo se ríe con el Ser, hasta el final, aquel que se ha fundido con Él, porque ha conocido la naturaleza del Yo que no necesita consejos ni ayudas para vivir sin más, Simplemente vive la aventura por amor a la Vida.

 

·         Dar más importancia a los reflejos y a las apariencias que a la realidad, hace que uno se pierda el paraíso eterno, la maravilla constante de lo que ES.

 

·         Dar lecciones de vida a la Vida, es perderse la libertad y la eternidad.

 

·         Todo lo que es adentro es afuera, todo lo que es afuera es adentro, todo lo que es arriba es abajo, todo lo que es abajo es arriba. La separación, la distancia y el espacio tan solo es aparente, una inteligente ilusión.

 

*   Todo y todos es un auto-recordatorio, es la invitación perfecta para dejar de vivir hipnotizado. 

 

·         Si buscas tu maravillosa eternidad, no pierdas nunca el tiempo con la historia interminable en el tiempo que no existe.

 

·         La rueda eterna de la Existencia ya contiene presente, pasado y futuro. Inventar el tiempo una y otra vez, la misma historia y las mismas metáforas dramáticas o caóticas de siempre para vivir con la mente hipnotizada, con las mismas tradiciones de  siglos y siglos de ignorancia al poder, es un aburrimiento inútil y un desgaste innecesario y antinatural, porque nada va a ningún lugar.

 

·         Si no voy más allá de la falsa imagen que la mente ha creado de sí, por la cual me he tomado, estoy muerto en vida, vivo apoyando un drama sin fin, vivo experimentando un caos.

 

·           * La Vida siempre suma, une y multiplica. La mente siempre resta, separa y divide. Si no veo la Vida tal como ES, en lugar de multiplicar las maravillas eternas que nos regala la Vida, lo dividiré todo en dos, así es como llamaré karma, cruz o camino a la propia imbecilidad.

 

·         *   El peor enemigo del hombre siempre se ha llamado “yo mismo” No existe nada y nadie en el mundo que pueda hacerte tanto daño como la propia mentalidad hipnotizada.

 

·         Aquel que ha reconocido la grandeza absoluta de su verdadero Ser, ya no tiene la necesidad infantil de pedir ayudas para saber vivir, simplemente ha madurado, ha perdido la necesidad necia de apegarse al drama.

 

·         Dejar el mundo tal como está en manos de Eso que lo creó, es la mejor aportación y la mejor medicina para el mundo en el que vivimos todos.

 

·            -El silencio es como una música inteligente, celestial y deliciosa, siempre resuena sin palabras necias en el corazón.

 

* Si ayudo a personas a ser personas, les estoy haciendo un flaco favor, no les estoy aportando nada nuevo, con lo cual pierden la oportunidad de oro para que descubran que son la Vida.

 

·         Esa Nada silenciosa es callada, eso sí, pero no es enmudecida, ni disonante o desafinada.

 

·         La verdad inalcanzable del auténtico YO, se descubre aportando silencio al ruido caótico de las apariencias.

 

·         No hay tal cosa llamada mal, ni tal cosa llamada bien. Simplemente hay profunda ignorancia o total lucidez.

 

·         La mente no liberada siempre busca cosas extraordinarias, por eso se apega al mal y al drama, porque no ve que la Vida es un milagro sin fin, una maravilla eterna que únicamente fluye para el bien de todo y de todos.

 

·         La Vida siempre transcurre estable, equilibrada, ordinaria, natural, sencilla, amorosa y feliz, es igual de hermosa, libre y feliz para con todas sus criaturas, simplemente se ve o no se ve.

 

·        *  Discutir con la ignorancia que cree ser más inteligente que la Vida es una pérdida de energía vital. La ignorancia al poder no puede ver nada con claridad, sólo vive para las apariencias engañosas, por eso es ignorante.

 

·           Para vivir libre en el mundo en el que vivimos todos, primero debes liberarte del mundo de la propia creación.

 

·         La Presencia del Ser es inmediata, no hay ni que hacer esfuerzos, no hay ni  que rezar, siempre está en el epicentro de cada situación, siempre está donde a uno le acontece la Vida.

 

·         Todo es nuevo, brillante, natural y reluciente en la Presencia del Ser, ¡Todo es un regalo!

 

* Si no ves que el paraíso eterno ya es EsoQueES, lo que en verdad somos más allá de la falsa imagen que ha creado la mente de sí misma, te perderás la existencia inventando dioses, santos y cielos, maestros y alumnos. 

 

·           Cuando recuperas el don innato, el don de ver y comprender espontáneamente la vida lúcida, tal como ES, te das cuenta que el mal no existe.

 

·          Todas las formas de vida que hay, todas las cosas, todos los seres, todas las manifestaciones, todo lo que es y todo lo que no, es la Unidad. Cada uno ya es la Unidad recorriendo la propia manifestación, y lo hará aceptando o rechazando la propia invitación personal, íntima e intransferible para retornar a la fuente.  Nadie puede ni debería aceptar la invitación de nadie.

 

·         Jamás hemos sido las personas por las cuales nos tomamos al poco de nacer. La realidad siempre supera la ficción. Únicamente hay Vida inteligente siendo vida.

 

·         La humanidad es una existencia que, por los motivos que fuesen, olvidó que sólo hay UNA ÚNICA Existencia. Se confundió esa sensación tan vital, tan saludable y tan maravillosa de Vida que todos sentimos en el cuerpo, ESO que lo inunda todo, únicamente YO SOY, por yo soy una persona muy poderosa y muy inteligente que puede gobernar, controlar y mover la existencia a mi antojo. Existir significa existir. Nadie ha podido, ni puede ni podrá mover ni un solo punto, ni una sola coma de su guión. No se puede cambiar nada, a ningún nivel, no tenemos elección.

 

·            Yo soy la Vida misma, ni más, ni menos. Yo soy únicamente la Presencia que permite que la existencia sea exactamente tal como ES, ni siquiera soy la existencia.

 

·          Para esta consciencia que ha despertado de un profundo sueño hipnótico, la mejor oración fue: Vida, hazme nada, haz siempre tu voluntad, no la mía, hasta que pueda fundirme en ti.

 

·           Si primero no se solucionan los propios problemas, los que ha creado la propia mente, nadie debería atreverse a vender ni a regalar soluciones o recetas mágicas a nadie, ya que nadie está capacitado como cree estar para solucionar los problemas que ha creado la mente humana que ignora al Ser.  

 

·                Ningún amanecer es igual. Cada amanecer es una joya que jamás te pilla desprevenido si lo miras todo con los ojos del amor.

 

·         La mera presencia de un gato puede inundar todo el espacio del Yo.

 

·         Las personas iluminadas no existen, porque la simple creencia de ser una persona, algo o alguien metido en el cuerpo que puede mover la vasta inmensidad del Ser, en la Unidad, ya es profunda ignorancia al poder.

 

·         No hay que retar al Ser, ni con rezos ni con cánticos, ni para ser distintos a como nos ha soñado la Unidad, ni para obtener más cosas de las que ya se nos regalan a cada instante. Querer ser distinto a como se nos ha creado, es una irreverencia total y absoluta hacia esa divina y maravillosa Eseidad.  

 

·         Que tus propias huellas no impidan reconocerte a través de la belleza, la perfección y el amor absoluto de tu verdadero Ser.

 

  • La línea inteligente que separa el bien del mal, tan solo es imaginaría, cada uno la pinta a su manera. ¿Cuál es la buena? Ninguna. Descubre todo lo que no eres,  así te acercarás a la verdad inalcanzable de tu verdadero YO. 

 

·         Es aceptando, viendo y reconociendo nuestras miserias humanas, sin ayudas externas, cuando podemos encontrar la grandeza absoluta del propio Ser. No debe cambiar nada de nada precisamente, porque en el no cambio es cuando aparece el cambio milagroso y divino que nos conduce del drama eterno al milagro sin fin.

 

                    *  Todo lo que se mueve y cambia es de la naturaleza de un sueño. La Vida, nuestra auténtica naturaleza original,  es la única inteligencia y constante que hay, jamás ha venido ni jamás se irá. Nunca ha nacido y nunca morirá.

 

* Muerte y nacimiento tan solo es la ilusión de la mente humana al haberse tomado por una persona que jamás ha existido ni jamás existirá. Hay que ir más allá de la mente que personaliza la existencia para conocer la auténtica naturaleza del YO, hasta verlo y conocerlo todo con total claridad.

 

                 *  Tu maestro es interno, lo hallas en la intimidad, llegando a la raíz del Ser. Él es la meta, la felicidad sin causa, la alegría infinita, la libertad, la solución a todos los problemas y la auténtica salvación, todo lo que más anhelas encontrar. No lo busques fuera porque te  lo perderás todo.

 

           *  Hay que estar muy ciego ante la Vida lúcida para no verla nueva, reluciente y brillante a cada instante. 

 

*  Por sus frutos los conocerás. Si solo pueden ofrecerte imagen, si solo pueden ofrecerte fachada, si sólo pueden venderte soluciones baratas, si solo pueden ofrecerte apegos, enfermedad, dramas y necesidades, si sólo pueden ofrecerte libros, recetarios y calendarios, o si solo pueden ofrecerte lo que les han dicho y muy inocentemente se han creído, déjalo todo, duda de todo y de todos, y entrégate desnudo a las inclemencias de tu verdadero Ser, sólo Él, que ya es EsoQue ES, te conducirá a tu verdadero hogar, a la luz original, porque Él es el paraíso, Él es el milagro sin fin, Él es la luz eterna, Él es el amor incondicional, Él es la  felicidad sin causa, Él es la Presencia absoluta que es donde se halla tu verdadero hogar y eternidad. 

 

*  No es más inteligente aquel que se cree el centro del Universo. Todas las apariencias engañan. Encuentra la verdad inalcanzable, porque sólo lo que ES te conducirá a la Presencia, a vivir sin más.

 

* El mal jamás ha podido, ni puede, ni podrá vencer al bien. La apariencia del mal tan solo es una ilusión de la mente que se hereda de generación en generación, porque vive en la más profunda enfermedad, le encanta apoyar el drama eterno de la humanidad. El mal es regalarle todo el poder a las apariencias, a la mente que divide y separa porque ignora la Presencia infinita del Ser. El bien es el auténtico YO, lo que en verdad somos más allá de la mente que intenta poseer lo que es de nadie.

 

   * La mente no liberada que no se rinda al Ser,  jamás  podrá pasar del intento, ya sabe perfectamente  que tiene fecha de caducidad,  siempre se quedará enterrada en el cementerio. Hay que ir más allá de la mente ciega para ver y comprender ese juego inteligente al que jugamos todos.

   

     * En la sabiduría innata del no saber, está la auténtica revelación.

 

   * La mente solo está informada, el auténtico conocimiento sucede en el interior. La última comprensión sucede cuando uno se da cuenta de que no hay nada que uno deba comprender. Todo ya sucede a la perfección.

 

       * La Vida lúcida se mueve sin prisas pero sin pausa, danza con un ritmo de extraordinaria belleza, siempre es un dar y un recibir regalos, siempre es un dar y un recibir vida cuando vives en la Presencia del Ser.

 

      * Nadie debería pasar por la noche oscura del alma para que la consciencia pueda despertar del sueño hipnótico, simplemente lo que ES, ya nos conduce a la libertad. 

 

    * En el golpe de una pérdida, de un dolor, de una enfermedad, de una separación, en los problemas que ha creado la mente ignorante, la Vida lúcida siempre está presente, gritando más fuerte que cualquier otra cosa del mundo -¡ESTOY AQUÍ! deja de buscarme en otro lugar, deja de buscarme en otra dirección, deja de buscarme en los libros, deja de creer en un más allá,  deja las falsas apariencias y las falsas imágenes de buenos y malos, déjalo todo y todos en mi manos, porque sólo Yo te sostendré y te atenderé con total amor, a cada instante, hasta que puedas fundirte en Mi.

 

*  Hay dos formas de vivir la Vida:  una es apoyando la más profunda enfermedad o el drama eterno de la humanidad, creyendo que todo es un problema, viviendo creyéndose el centro del universo, sin agradecer nada; y la otra es apoyando el milagro sin fin en el que estamos todos asentados, compartiendo para nadie un conocimiento que es inherente a todos, fluyendo sin más, sabiéndose nada, agradecido por todos los regalos y todos los milagros que nos ofrece la Vida que ya acontecen espontáneamente y felizmente en el siempre aquí, sin esfuerzos y sin temores.

 

     * Cuando la mente se rinde y finalmente se coloca en su lugar, ya no hay nada por lo que sufrir, nada por lo que luchar, nada por lo que enfermar, nada por lo que morir, lo has recuperado todo.

 

* Vivo sin morir en mi.

 

* Hay que saberse nada en lo desconocido del Ser, para recuperarlo todo. 

 

 * Cuando desaparezca de escena el organismo corporal, la herramienta que ha precisado esta consciencia para el despertar, no habrá muerto nadie.

 

*   Creer o imaginar que vamos a un cielo a un más allá,  cuando muere el cuerpo, hace que uno se pierda el paraíso eterno que siempre está ahí, que no se ha movido ni un solo instante de la Presencia del Ser. Lo único que debe morir para recuperar el paraíso eterno que se nos regala a todos, es la falsa imagen que la mente ha creado de sí, el falso yo.

 

* Nadie tiene o vive una vida en propiedad. Únicamente hay vida inteligente siendo vida. En cada muerte humana, acontece una celebración en el Universo,  se apagan todas las luces, todas las sombras y todos los decorados de la más profunda ignorancia al poder, y se enciende  la Luz brillante y radiante de la eterna verdad inalcanzable del YO. No debe morir un cuerpo para regresar al hogar.

 

* La Presencia absoluta siempre está ahí, siempre se ofrece generosamente y gratuitamente a todos, siempre está al alcance de todos, es inmediata, simple, natural y radical, no es sólo para unos cuantos privilegiados,  sencillamente se acepta o se rechaza la propia invitación ¡siempre presente! para la realización del YO. El paraíso eterno es el auténtico YO.

 

* Más allá de la mente dual e hipnotizada, ves que cada uno ya ES, la máxima verdad, la máxima potencialidad, la máxima inteligencia y la única constante que hay, la VIDA. Todo y Nada.