Poesía para nadie.

La poesía de la Vida es sabiduría, Amor en movimiento constante,

habla de esa extraordinaria belleza y apacible quietud,

no es más que un baile de cosas y apariencias que suceden aquí,

un ritmo que no puede suceder allí, allá o en el más allá

 

Cualquier cosa, en apariencia, sigue danzando aquí,

ese vaivén de las formas, es la danza de la Nada,

todo es de extraordinaria belleza aquí, siempre aquí.

 

La danza de la Nada es hacia afuera y hacia adentro,

pero sigue aquí, sigue aquí, sigue eternamente aquí,

 continúa en marcha, está viva para siempre, aquí,

no hay nada que suceda allí, allá o en el más allá.

 

La mejor poesía de la Vida sucede aquí, y es para nadie;

las mejores prosas del universo suceden ¡siempre! aquí,

lo más hermoso y divino está en el olvido de lo personal.

 

La poesía habla a todos sin necesidad de hablar a nadie.

La Vida sólo puede hablar así, siempre aquí y jamás allí.

 

Cualquier maravilla poética se escribe ¡siempre! así,

sin poeta, por supuesto, no hay nadie aquí, allí o allá,

no hay cantante o compositor que escriba para algo o para alguien,

qué alivio que la inspiración esté viva aquí, siempre aquí, ¿verdad?

todo es más hermoso cuando se abandona el concepto yo.

 

Sólo hay ¡esto! aquí, es tan evidente que sólo hay ¡esto!

Ya ves, ya sabes que ¡aquí! eres absolutamente todo.

 

La mente, tal vez, se quede con las manos vacías, aquí,

pero es posible que te suceda la total inspiración, si lo ves,

eres poesía, eres prosa, eres belleza, eres Luz y Amor aquí.

Eres nadie aquí, eres para nadie y de nadie aquí.

Eres el ARTE, lo más divino y maravilloso de la Vida, aquí.

Eres lo más sagrado que precisa el mundo que aparece en ti.

 

Por ese divino tesoro, por esa poesía celestial, siempre aquí,

uno debe perderse, abandonarlo todo y quedarse sin nada,

 lo cierto es que aquí, siempre aquí, ya lo tienes todo.

 

La maravilla de cualquier poesía es escribir sin nadie,

todo sucede aquí, todo está aquí, siempre Eres aquí.

nada sucede allá, nada está allí, ni nadie Es en el más allá.

 

Esta poesía es de nadie y para nadie,

no debe cambiar, ni mejorar o empeorar nada, aquí,

todo va mucho más allá de la mente humana, aquí.

Todo sucede espontáneamente y a la perfección.

Aquí se habla a la sabiduría innata, inherente a todos.

 

Este instante vivo, siempre vivo, siempre sucediendo aquí,

vale más que mil imágenes y que todas nuestras palabras,

si te fundes con él, vas más allá del bien y del mal.

regresas a la plenitud, recuperas la poesía de la luz,

la eterna felicidad, sólo por Ser y estar aquí, siempre aquí.

 

Si estás aquí es por algo, simplemente relájate y observa sin expectativas, porque el Arte o el Amor de la Vida, está aquí, siempre ahí, siempre donde tu estás. Ábrete a la lucidez.

 

Duda de todo y de todos, menos de ti, porque tu eres Eso que tanto has andado buscando.