PREFIERO.....

 

Prefiero...... ¡sin preferir nada! que todo sea tal como Es.

 

 

* Prefiero ser Una con la Vida siempre feliz, a creer que soy dos e infeliz.

 

* Prefiero llorar a rezar.

 

*Prefiero la ilusión del mal y vivir sin morir en mi, que vivir muerta de miedo toda la vida.

 

* Prefiero arrodillarme para implorar el don que se nos regala a todos, el don de la lucidez y la intuición, que arrodillarme y rezar para permanecer atada a la confusión que genera tanta gilipollez. ¿Cómo es posible que, todavía hoy, cueste tanto ver que cuando uno reza se está rezando a sí mismo?

 

*Prefiero la poesía de un nuevo día a los poetas muertos.

 

* Prefiero redescubrir a lo redescubierto. 

 

*Prefiero ser verdad con la Verdad, a permanecer esclava de la mentira con la falsedad humana sin trascender, sólo para mantener el infantil e inútil sentimiento de importancia o de propiedad.

 

* Prefiero vivir enamorada de la Vida, a vivir perdiéndome esta inmensidad.

 

*Prefiero experimentar todo LoQueEs y saber de lo que hablo, a hablar por hablar sin pasar del boca en boca, de lo que me han dicho o del que dirán.

 

 * Prefiero pecar Santa-Mente con el Ser Puro, a hacer el ridículo para convertirme en papanatas de la falsa santidad, lo prefiero al inconsciente colectivo de la humanidad que no hace otra cosa que jugar,  jugar y jugar al rechazo de la verdad, para no madurar. 

 

*Prefiero días nublados a días perdidos y no agradecidos.

 

* Prefiero no tener que estar evolucionada para ser lo que no soy, a imaginar que la vida es cosa de evolución personal. La Vida ya está evolucionada,¡siempre!  la que sueña con ser mejor que la Vida es la mente enferma que no tiene curación. Quién siga intentándolo, ya se ha visto lo que se ha conseguido con creerse más importante que la Vida, generar parásitos, drama, sufrimiento y enfermedad. 

 

* Prefiero aceptar la Vida tal como es, a imaginar que se equivoca.

 

* Prefiero amar a querer, que me amen a que me quieran.

 

* Prefiero el verso de un dolor vivo y palpable, al golpe de anestésicos para permanecer en el sueño hipnótico, sintiéndome atada a la profunda enfermedad y ceguera de una aparente, sólo aparente, sociedad necia e infernal.

  

* Prefiero este momento vivo tal como es, a imaginar una historia o una fábula que sólo sucede en la cabeza, que nadie más verá, porque no existe ni existirá.

 

* Prefiero fluir, ser tal como soy, a excluir, controlar, rechazar o manipular al Ser.

 

* Prefiero ser honesta conmigo misma a fingir ser lo que no soy.

 

* Prefiero la maravillosa y divina soledad a la caótica compañía necia, ciega, sorda e inmadura.

 

* Prefiero la cruda verdad al sueño hipnótico del bien y del mal.

 

* Prefiero que mis huellas se borren día a día para poder sentir y agradecer los nuevos pasos, a permanecer en una falsa gloria imperecedera de nadie y para nadie.

 

* Prefiero el desapego al apego.

 

* Prefiero morir en vida y disfrutar de la existencia plena, a vivir muerta de miedo toda la vida. Despertar es vivir sin pizca de miedo.

 

*Prefiero la dulce libertad del Ser siempre presente, al inexistente libre albedrío que muy inocentemente tomé y me creí.

 

* Prefiero ser nada a ser algo que no soy, ni he sido, ni seré. 

 

* Prefiero no dar ningún tipo de pena a nadie, a dar pena, a sufrir y hacer sufrir. La pena y el sufrir inútilmente es lo que más le encanta a ese tal mundo necio que nos sucede en la cabeza, mundo que va en pañales por miedo a madurar. El cuerpo o ese tal mundo jamás ha sido mi verdadero hogar.

 

* Prefiero fundirme con lo que soy, que confundirme con lo que no soy. La Vida es la única constante que hay.

 

 

* Prefiero ser repetitiva o excesiva con las palabras que me regala el Amor Absoluto del Ser, a no poder decir nada nuevo por miedo a pasar del boca en boca, de lo que me contaron, me cuentan o contarán.

 

* Prefiero una sencilla política interior a alimentar políticos para un  circo necio e infantil, para payasos indecentes que se autodenominan grandes políticos de la humanidad. ¡Vaya fiasco de políticos que no saben ni para que les sirve lo que se relatan!

 

* Prefiero religar-me con el Ser siempre presente, sin ayudas de nadie, a inventar religiones organizadas para mantenerme en el rebaño de ciegos y sordos ante esta vasta inmensidad.

 

* Prefiero reconocerme en cada rostro, en cada gesto y en cada cosa, a sentirme separada de la Vida.

 

* Prefiero haber visto que no debo llamar padre, madre, hijo, maestro, alumno,  iluminado, yo, tu, él, a lo mismo que yo soy, a permanecer esclava de los conceptos y las palabras que se han inventado para permanecer ciegos y sordos. Las palabras, y más las que no nacen de la raíz del Ser, están siempre muy lejos de la verdad inexpresable que se revela a sí misma.

 

* Prefiero haber recuperado el paraíso,  a permanecer en el infierno de la inconsciencia humana.

 

* Prefiero no contratar ningún seguro de vida para complacer al ego ilusorio que se siente inseguro y atado a esas gilipolleces aprendidas para hacer un negocio de la Vida, a tener que imaginar que la Vida es imbécil o tonta.

 

* Prefiero agradecerlo todo, tanto el aire que respiro, tanto lo que llamamos bueno como lo que llamamos malo, tanto los aparentes éxitos como los aparentes fracasos, a no agradecer nada. Todo es un regalo y un milagro en la Presencia.

 

* Prefiero la felicidad sin causa siempre presente, al sufrimiento inútil y necio de la felicidad siempre efímera y ausente. 

 

* Prefiero la inteligencia infinita de la Nada, a la memoria absurda que no es otra cosa que la inteligencia de los tontos. 

 

 

* Prefiero dudar de todo menos de la Vida que se vive a través de mi, lo prefiero antes que me asesoren gentes que la ignoran y la rechazan cada día.

 

* Prefiero ser lo que Es, que construir un falso yo todas las mañanas para ganarme  todo lo que no Es. 

 

* Prefiero la vida íntima y plena, vivir con la dulce libertad del Ser, expuesta a todas las climatologías, a vivir luchando y sudando inútilmente para tener, tener, tener y retener cosas, sólo cosas y más cosas que, en realidad son de nadie.

 

* Prefiero niños transparente y rebeldes, a falsos maestros auto denominados santos o iluminados  (Quien venda o compre paz o santidad está en guerra consigo mismo) (Quien vende o compra salud, que revise su profunda enfermedad mental, el que tiene miedo a la vida no debería enseñar a vivir a nadie) Nadie debería atreverse a enseñarle nada a la Vida. Vaya gilipollez, cuando se ha visto.

 

* Prefiero vivir sin miedos absurdos, que tener miedo a todo; ya ves el miedo que puedes tener a la vida, si es lo que somos, si siempre está presente.

 

* Prefiero haber visto que el único enemigo del hombre se llama "yo mismo" y enfrentarme a mí, a tener que inventarme enemigos inútilmente para sentirme una infeliz.

 

* Prefiero hacer faltas de ortografía, a una universidad que sólo enseña a teorizar y a soñar. Nada ni nadie puede enseñarme a ser lo que yo soy, ni nadie debería hacerlo con nadie. La Vida son realidades, no sueños o ideales.

 

* Prefiero no tener pelos en la lengua cuando hay que decir las cosas claras, a tenerlos y serme infiel, no vale la pena ayudar a ilusorios personajes soñados por la Vida. Ya somos completos, y eso se ve o no se ve, se sabe o no se sabe.

 

* Prefiero el abrazo eterno del Amor absoluto, al compromiso y al cariño necio, infantil, interesado y camuflado de un pobre de mí que no pasa del pobre concepto amor.

 

* Prefiero el matrimonio de ambas polaridades en el sí mismo, la unión de la energía masculina y la femenina, energías imprescindibles en cada ser y en cada cosa para poder vivir lucidamente y plácidamente, que matrimonios de conveniencias que buscan medias naranjas ideales para que puedan completarles. ¡Vaya fiasco  nos hacemos imaginar! nada ni nadie puede hacerme feliz o infeliz, ni nadie puede completarme.

 

*Prefiero estar ¡siempre! aquí, en el siempre ahora, a tener que inventarme el el más allá, el allí o el allá, buscando lo que jamás llegará. El tiempo es una bendita y divina ilusión. 

 

* Prefiero un dolor en el cuerpo, a una mente ciega, sorda, necia y caótica, que no hace otra cosa que enfermar, porque lo único que pretende es comercializar con la mentira, manipulando o controlando a más no poder para mantener un falso sentimiento de propiedad que jamás ha tenido ni jamás tendrá.

 

* Prefiero que todo fluya, que todo confluya en la libertad absoluta del Ser,

a perpetuar el ideal de ser alguien importante que sabe más que esta vasta inmensidad.

 

* Prefiero vivir en paz con la Luz de la verdad inexpresable y con el Amor Absoluto, a mantener una búsqueda incansable e inútil para una falsa iluminación de mañanas que nunca vendrán. Toda la experiencia ya es la iluminación. Somos existencia, no personajes soñados o de ficción.

 

*Prefiero haber visto que la Vida no tiene ningún tipo de propósito, ni ningún tipo de significado, esa es su eterna belleza o su eterno arte, a buscarle un sentido imbécil, inútil y ridículo a todo. 

 

* Prefiero comprender que no hay nada que comprender, a seguir haciendo el gilipollas creyendo que comprendo lo que no se puede comprender. 

 

*Prefiero ver y sentir que todo es un regalo brillante, un milagro constante, a pedir regalos a los reyes magos consumistas, a suplicar milagros a los dioses y a los ángeles inventados para perpetuar el circo indecente de siempre. Estamos siempre asentados en la gracia permanente. Todo es un regalo precioso en la Presencia. 

 

* Prefiero haber conocido la inmortalidad ¡siempre presente!, haber tocado con esas manos la plena libertad de la Vida, a vivir sin vivir para el falso ego que no pasa de su pobre de mí, de su idiotez por su infeliz ilusión. El ego si pudiese inventaría una fórmula para no morir porque sabe que tiene fecha de caducidad, cada día, además.

 

* Prefiero regalar palabras a quienes saben leerlas y escucharlas, más allá de ellas, a regalarlas a egos inmaduros y necios que ignoran lo que son, .......es parecido a regalar margaritas a los cerdos, pisotearán la esencia de la verdad una y otra vez, para que no se les vea el plumero, les encanta revolcarse en el propio fango de la estupidez, necedad o falsedad humana. Todo el mundo los puede ver,  menos ellos, porque no tienen luz propia.

  

* Prefiero jóvenes revolucionarios, a curas indecentes, asquerosa-mente hipócritas, perversos y corruptos que cargan a las espaldas de sus inocentes seguidores lo que ellos no se atreven a experimentar.

 ¡Dios me libre de esas plagas organizadas y perversas  que se nos meten en la Consciencia!  Hay que ser gilipollas para no ver que nadie más ve, o verá lo que uno ve e intuye.

 

* Tal como dice la Vida a través del aparente personaje Jesús, prefiero que se me vea revolucionaria y tal como soy, a parecer un sepulcro blanqueado que por fuera se ve reluciente y por dentro está lleno de inmundicia. 

 

* Prefiero fumar con Consciencia Pura y Despierta y estar a salvo en ese lugar íntimo y sagrado, a no fumar por miedo a decepcionar a ese tal mundo necio, ciego y sordo que sólo vive para la falsa imagen. 

 

* Prefiero amar incondicionalmente mis supuestos vicios y manías, mis supuestas imperfecciones, a permanecer ciega y sorda ante la perfección de la Vida en las supuestas imperfecciones.

 

* Prefiero  LoQueEs, a los miles y miles de dioses inventados para permanecer en lo que no Es. Hay que estar ciego y sordo para no ver esta vasta inmensidad. Sólo hay un único Dios y no es ninguno de los que la humanidad ha inventado.

 

* Prefiero dejar el aparente mundo en el que vivimos en manos del Poder que lo creó, a imaginar que un simple y diminuto punto de vista lo va a mejorar, empeorar, cambiar o ayudar.

 

* Prefiero la sabiduría infinita que está ahí, ¡siempre ahí! a los gilipollas del New Age que están siempre allí, allá o en el más allá.

 

* Prefiero reconocerme a través de un perro o de un gato, lo prefiero a los terapeutas muertos de miedo que se auto-engañan, creyéndose unos escogidos de Dios; siguen sin ver que ya somos completos, siguen sin ver que todo, todo es Dios, siguen excluyendo la verdad viviente en el sí mismo,  con tal de no despertar ni  madurar, con tal de retar a la Vida para no admitir la propia ceguera e ignorancia. Uno ya es feliz cuando deja de buscar y de comercializar con la Vida.

 

* Prefiero haber visto que el mismo poder que creó galaxias, planetas, estrella y Universos, es el mismo que me creó a mi, el mismo que cuida de todas sus criaturas, a tener que imaginar que nací con poderes especiales o libertades geniales o únicas para ilusorios personajes que excluyen la verdad. ¡Ai que agonía cuando lo pienso y lo recuerdo!

 

*  Prefiero irme a dormir con la verdad y con profunda paz, a la mentira necia e inútil que no te deja dormir en paz. 

   

* Prefiero saber que no soy propietaria de nada, ni de mis pensamientos, ni de mis emociones, ni de ese cuerpo o de esa mente, a imaginarme propietaria, responsable y culpable por los acontecimientos internos y externos. ¡Vaya gilipollez! Nadie tiene una vida, yo soy la Vida.

 

* Prefiero saber que no hay ni una sola persona iluminada, sabia o despierta en este mundo en el que vivimos, tampoco yo lo soy, (sería una contradicción en los términos creer  que un personaje ilusorio, soñado por la vida, está despierto o iluminado) lo prefiero, a tener que adorar a personajes que se autodenominan Papa de la humanidad o cardenales de la verdad. ¡Vaya fiasco de payasos mantiene la Vida, para que algunos puedan abrir los ojos y puedan despertar! 

 

 

* Prefiero haber visto que todo está bien, a imaginar que todo está mal.

  

* Prefiero el Silencio eterno ante según que tipo de relaciones, a hablar para convencer a quien rechaza la verdad.

 

* Prefiero saber que no hay camino ni un más allá, a caminar ciega y sorda buscando lo que ya está ahí, siempre ahí.

 

* Prefiero vivir profundamente enamorada de la Vida, sabiendo lo que esa es la auténtica aventura y el auténtico amor, a implorar más amor del que se me da.

 

* Prefiero la lucidez al falso poder de la gilipollez.

 

* Prefiero darme entera cuando me doy, incondicional y tal como soy, con todos mis supuestos defectos y fallos, con todos mis límites sagrados, a darme a medias, con condiciones, queriendo ser más buena y mejor de lo que no soy,  queriendo agradar a quien ni puedo ni debo hacerlo jamás. La Vida no es imbécil, sabe perfectamente bien como desarrollar su Divino Plan. 

 

* Prefiero la auténtica humildad y la sencillez de las gentes con corazones nobles, a los complicados y engreídos egos ilusorios autodenominados espirituales, a los que se creen en posesión de la verdad. 

 

* Prefiero los que lloran su experiencia, los limpios de corazón, los prefiero a aquellos que se ríen para no llorar, a los que se burlan sin más, a los que ofrecen su mejor sonrisa para agradar, sólo para que no se les vea la inmundicia sin trascender.

 

*Prefiero la Ira encendida de Dios en ese templo íntimo y sagrado, a la falsa bondad de indecentes y necios, esclavos de una linea imaginaria del bien y del mal, totalmente distinta a todas las demás. Quién crea que ha nacido para enseñarle al mundo y a la Vida, que revise su gilipollez.

 

* Prefiero  haber reconocido con total honestidad mi necedad, mi más absoluta ceguera e ignorancia,  a tener que ir por el mundo con la corona de espinas, cargando con la propia cruz, por miedo a ser feliz, sin trascender el sufrimiento que conlleva creer que la Vida es de mi propiedad.

 

* Prefiero nacer y morir, sin morir en mí, y estar preparada para el día que ese aparente cuerpo muera, a tener mega-proyectos para nadie, para un futuro incierto que nunca vino o vendrá, lo prefiero a tener miedo a la muerte de un ilusorio "yo", en realidad, el cuerpo nunca ha sido ni será, mi verdadero hogar. 

 

* Prefiero acudir a la  sabiduría innata, a la naturaleza del Silencio eterno, si esa mente se teme, a tener que acudir a las enseñanzas duales que tergiversan la auténtica sabiduría y violan la naturaleza original. 

 

*Prefiero no dar ni un solo paso adelante ni un solo paso atrás y mantenerme ahí, ¡siempre ahí! en la calidez del Ser que es donde sucede la auténtica sanación, a mantener una búsqueda inútil e infantil que sólo cura la imagen, lo aparente, lo efímero, superficial y mortal, lo no existente.

 

 

* Prefiero saber que no soy yo quien escribe estas palabras sin sentido, aparecen del silencio, a imaginarme dueña de unas pobres palabras que son de nadie y para nadie. Todo sucede espontáneamente en esta Vida, todo es de nadie para nadie. Todo está mucho más allá de las palabras. Las palabras sólo sirven de indicadores que apuntan hacia aquello que todo el mundo busca fuera de sí, pero que jamás nadie lo ha podido encontrar fuera. ¡Todo, todo, es un auto-recordatorio!

 

* Prefiero vivir asumiendo la unidad viviente en mi, a vivir muriendo en esa dualidad absurda sin trascender, con el sin vivir.

 

* Prefiero, prefiero, prefiero, SIN PREFERIR, ¡¡¡.....VIVIR A SOÑAR....!!!!

 

*Prefiero ser así, tal como soy, a preferir que me prefieran asa, como no soy, ni he sido ni seré, para posar allí, para ser aplaudida allá, o para agradar al más allá.

 

* Prefiero reírme de mi misma cuando veo ese juego magistral e inteligente de Luz y Amor al que jugamos todos, a tomarme con absurda, rigurosa y ridícula seriedad lo que es un sueño de amor para el despertar.

 

Prefiero.....¡sin preferir! que todo sea tal como Es.

 

¡¡¡ Todo se merece un grandioso aplauso, porque todo es la Vida!!!!!

 

____________________________________________________________________________

 

 

 

Si buscas la paz del mundo aparente, déjalo en paz, ese tal mundo no te necesita en absoluto, se puede cuidar perfectamente bien, sin ti, sin mí y sin él. Si quieres entrometerte en los asuntos del mundo en el que vivimos, sin antes reconocer tu totalidad, ese tal mundo te engañará una y otra vez, tal vez, para que no levantes cabeza, te devorará, te decepcionará millones de veces, hasta que con un poco de suerte te decepciones del todo y la vida se apiade de ti, o te rindas al Ser para pedir el don de la lucidez puesto que es tu derecho innato ser feliz. El aparente mundo exterior sólo es un reflejo de tu mundo interior,  nos sirve para despertar del inútil circo indecente, del dramatismo infantil de la humanidad, que se nos mete en la Consciencia, de la propia paradoja o de la propia ceguera e ilusión. No existe ese tal mundo exterior separado del mundo interior. Todo es aparente porque únicamente hay Consciencia Pura, la misma energía o la misma inteligencia ya liberada que creó al Universo, eternamente presente, totalmente neutral e impersonal. No hay separación con nada ni con nadie, la separación es aparente, y, mucho menos la hay entre un tu y un yo. Todo es lo mismo. Lo único que puedes hacer es rendirte al Ser y aceptar la propia invitación hasta recupera la visión de Eso que Es, porque es lo único que te hace recuperar la Presencia. Permite que la existencia sea tal como es, entonces verás lo que jamás hayas visto antes, una maravilla que no se puede describir ni explicar, recuperarás una claridad para percibir las cosas tal como son, no como las imaginas, ya no preferirás cambiar nunca nada más.

 

En la Presencia te has liberado de siglos y siglos de sufrimiento colectivo humano, totalmente inútil, sólo sirve para mantenerte en la gilipollez. La Vida jamás incurre en error, jamás, jamás se equivoca, es una maravilla que nada ni nadie podrá impedir, controlar, manipular, cambiar, mejorar o empeorar. En realidad, no nos sucede nunca nada, porque nadie tiene una vida, sólo hay Vida siendo Vida. Somos la Vida, no tenemos una vida por la que haya que luchar o competir porque no hay que ganársela, ya Es. Sólo hay que estar abierto a verlo. La invitación la tenemos todos, es única, personal e intransferible, que se acepta o se rechaza, nadie la puede aceptar por ti, ni debes o puedes aceptar la invitación de nadie. Ya somos completos y originales, y eso se ve o no se ve, se sabe o no se sabe, simplemente hay que dejar de buscar fuera de uno mismo, puesto que todo se nos revela en esa intimidad sagrada, en la Presencia del Ser. Cuando ya no te arrodillas para implorar poderes especiales ni rezas para suplicar logros personales con tal de permanecer en la gilipollez para que se te aleje de la ilusión del mal, y te arrodillas para implorar lucidez, si se te concede, ya nada ni nadie puede hacerte daño porque te has fundido con la Vida,  ya todo es un regalo precioso y divino, has regresado a tu verdadero hogar.

 

¡La Vida es MAGISTRAL !

 

 

¡Gracias!

 

 

 

 

Si estás aquí es por algo, simplemente relájate y observa sin expectativas, porque el Arte, la Luz y el Amor de la Vida, están siempre donde tu estás. Ábrete a la lucidez.