El paisaje que ves, ya sea al natural, ya sea a través de una imagen, no existiría sin tu luz.

 

Todo lo que es afuera es adentro y todo lo que es adentro es afuera. Tu eres un ser de luz completo. De ahí, la importancia de recuperar la luz original.

 

A cada uno se le regala la luz del Ser Uno, que la utilizará para pedir cosas y así apoyar el drama eterno de la separación, o la utilizará para agradecerlo todo y así apoyar el milagro eterno de la Luz, en el que ya estamos todos cruzando la propia oscuridad.